En este momento estás viendo Guía de conversión de temperatura: ejemplos y fórmulas

En el mundo de la física y la química, la medición de la temperatura es una de las variables más importantes a considerar. Para ello, existen diferentes escalas de medición, cada una con sus propias unidades de medida y formas de conversión. En este artículo, nos centraremos en la conversión de temperatura entre las escalas Celsius, Fahrenheit y Kelvin. Con precisión y claridad, explicaremos cómo realizar estas conversiones y daremos algunos ejemplos prácticos para entender mejor este tema.

Temperatura en Celsius Temperatura en Fahrenheit Temperatura en Kelvin
-273.15 °C -459.67 °F 0 K
-100 °C -148 °F 173.15 K
-50 °C -58 °F 223.15 K
0 °C 32 °F 273.15 K
20 °C 68 °F 293.15 K
37 °C 98.6 °F 310.15 K
100 °C 212 °F 373.15 K
200 °C 392 °F 473.15 K
500 °C 932 °F 773.15 K

¿100 F a C? ¿Cuántos grados?

Para convertir 100 grados Fahrenheit a Celsius, es necesario restar 32 al valor en Fahrenheit y multiplicar ese resultado por 5/9.

Por lo tanto:

100°F – 32 = 68

68 x 5/9 = 20°C

Por lo tanto, 100°F es igual a 20°C.

¿Convertir temperatura a Celsius?

Para convertir una temperatura a Celsius se debe restar 32 al valor de la temperatura Fahrenheit y luego multiplicar por 5/9. Por ejemplo, si la temperatura en Fahrenheit es de 68 grados, se restan 32 para obtener 36 y luego se multiplica por 5/9 para obtener una temperatura de 20 grados Celsius.

¿Cuántos grados Celsius son 102.2 °F?

Para convertir 102.2 °F a grados Celsius, debemos restar 32 al valor en Fahrenheit y multiplicar el resultado por 5/9.

Leer también:  Explorando el mundo invisible: Organismos microscópicos y sus funciones

Entonces, 102.2 °F en grados Celsius es:

((102.2 °F – 32) x 5/9) = 39.0 °C

¿Fórmulas de escalas de temperatura?

Las fórmulas para las escalas de temperatura más comunes son:

Escala Celsius: T(°C) = (T(K) – 273.15)

Escala Fahrenheit: T(°F) = (T(°C) × 1.8) + 32

Escala Kelvin: T(K) = T(°C) + 273.15

Es importante recordar que la escala Celsius utiliza el punto de congelación del agua como referencia en 0°C y el punto de ebullición del agua como referencia en 100°C. La escala Fahrenheit utiliza el punto de congelación del agua como referencia en 32°F y el punto de ebullición del agua como referencia en 212°F. Mientras que la escala Kelvin utiliza el cero absoluto como referencia en 0K.

Con estas fórmulas es posible convertir fácilmente una temperatura de una escala a otra. Por ejemplo, para convertir una temperatura de 25°C a Fahrenheit, se utiliza la fórmula T(°F) = (T(°C) × 1.8) + 32, reemplazando T(°C) por 25, se tiene: T(°F) = (25 × 1.8) + 32 = 77°F.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.